domingo, 21 de julio de 2013

MIENTRAS DUERMES


Jaume Balagueró, junto a su inseparable Paco Plaza, co-directores de la saga [•REC], son una clara referencia del cine de terror español de hoy, sus películas son de las más taquilleras del país incluso fuera del género. Saben como hacer productos rentables y además disfrutar con ellos, y así lo saben ver en Hollywood, donde han comprado los derechos de varios de sus filmes. Aunque podemos hablar de un sello identitario en sus películas, no lo sería como referente de cine de nuestro país, ya que tanto por el estilo y argumento no dejan de ser filmes de claro referente americano, un producto más para el consumo a pesar de que se permitan sus pequeñas señas personales, aunque más simpáticas que artísticas. Hoy os traigo uno de los filmes que Balagueró tiene en solitario, Mientras duermes, exitosa película tanto en taquilla como en los premios nacionales contando con un Goya por la actuación de Tosar y hasta seis premios de la academia de cine catalana.

Mientras duermes, nos lleva hasta uno de los edificios del barrio de l’Eixample de Barcelona. Allí, César, un simpático portero, trabaja ayudando a los vecinos en todo lo que puede incluso fuera de sus obligaciones, o eso es lo que los habitantes de la casa creen, ya que en realidad César es una persona obsesiva que disfruta acechando en la oscuridad, causando daño a escondidas y haciendo infeliz a la gente del edificio. Al parecer esa es su única razón de ser.

Gracias al texto de Alberto Marini, que originalmente debía situar la acción en Nueva York, Balagueró construye una película que nos recuerda al estilo de ‘la trilogía de las casas’ de Roman Polanski (especialmente Lasemilla del diablo), dónde trabaja dotándola de momentos de gran tensión consiguiendo así un trabajo excelente en ese campo. A pesar de la comparación, Mientras duermes regala la sensación tensa de divertimento que busca el gran público, pero se ve algo forzada en el ámbito psicológico de sus personajes, factor que le separa totalmente del trabajo de Polanski, el problema no reside en el texto, si no más bien en que el realizador catalán no ha sabido transmitir del todo el contenido de este. Tosar, que hace todos sus esfuerzos en interpretar al obsesivo César, no es suficiente para ayudarnos a entender las motivaciones de un personaje sumamente interesante, Balagueró no profundiza realmente en la cabeza del portero y se centra solo en mostrarnos aspectos cotidianos de la vida de este esperando que sean suficientes para explicarnos que tiene en su cabeza, contrariamente a lo buscado todo ello no hace más que empeorar el retrato de este, mostrándonos claramente que nos faltan muchas piezas para el rompecabezas.

Es por eso, que la mejor baza de la película es el juego con la tensión que produce el relato, y sobretodo lo que consigue hacer con el espectador que en ciertos momentos se siente atraído por el antagonista convirtiéndose en cómplice de sus maldades. Es en esos momentos en el que la película cobra fuerza y alcanza cuotas mucho más interesantes.

No es la primera vez que Balagueró nos cuenta algo así, si bien podemos ver que no es la primera vez que nos acerca al terror y la locura en el barrio del Eixample barcelonés, existe especialmente una película anterior que guarda mucha relación con esta película, Para entrar a vivir, película que forma parte del pack de la serie de metrajes para televisión de Películas para no dormir. El filme nos relata una situación casi idéntica, sólo cambia al portero por una casera (excelente interpretación de Macarena Gómez) y a los inquilinos por una pareja que busca un hogar dónde asentarse. La única diferencia es que en Para entrar a vivir no se intenta buscar complejidad en el personaje malvado (ni se crea una empatía con él), diferenciándose del que si se intenta buscar en Mientras duermes y no se consigue encontrar. Es por eso mismo que la anterior película es mucho más disfrutable, ya que no se pierde en intentos frustrados hacía el espectador, sólo quiere entretener y lo hace.

Si bien, puntos negativos no le faltan, Mientras duermes es uno de los trabajos más maduros del realizador, y el resultado es lo bastante correcto como para interesarse por él. La película es muy entretenida y el juego que crea con el espectador es estupendo, así que su visionado se puede justificar con facilidad. Si lo que buscáis es un filme entretenido y asfixiante, es una buena elección.
 

=======================================================

TÍTULO ORIGINAL Mientras duermes
AÑO 2011
DURACIÓN 107 min.
PAÍS España
IDIOMA Español
DIRECCIÓN Jaume Balagueró
GUIÓN Alberto Marini
MÚSICA Lucas Vidal
FOTOGRAFÍA Pablo Rosso
REPARTO Luis Tosar, Marta Etura, Alberto San Juan, Petra Martínez, Carlos Lasarte, Pep Tosar, Amparo Fernández, Oriol Genís, Iris Almeida, Tony Corvillo
PRODUCTORA Filmax
GÉNERO Thriller. Terror
TEMÁTICA Thriller psicológico


SINOPSIS
César es el portero de un edificio de apartamentos y no cambiaría este trabajo por ningún otro, ya que le permite conocer a fondo los movimientos, los hábitos más íntimos, los puntos débiles y los secretos de todos los inquilinos. Si quisiera podría incluso controlar sus vidas, influir en ellas como si fuera Dios, abrir sus heridas y hurgar en ellas. Y todo sin levantar ninguna sospecha. Porque César guarda un secreto muy peculiar: le gusta hacer daño, mover las piezas necesarias para producir dolor a su alrededor. Y la nueva vecina del 5ºB no deja de sonreír. Entra y sale cada día radiante y feliz, llena de luz. Así que pronto se convertirá en el nuevo objetivo del juego de César. Se trata de un reto personal, de una obsesión. 

PREMIOS
2011: Premios Goya: Nominada a mejor actor (Luis Tosar)
2011: 6 Premios Gaudí: incluyendo película de lengua no catalana y director


CRÍTICAS
+ "Un espeluznante drama de acoso a lo neo-Hitchcock, impregnada de giros inquietantes y una intensidad de combustión lenta. Compruébelo ud. mismo. Y, luego, mire debajo de su cama (...) Puntuación: ★★★★ (sobre 5)" (Simon Crook: Empire)

+ "Un delicioso filme que huele a Polanski y que respira horror casi sin pretenderlo" (Toni García: Diario El País)

+ "Magnífica película de intriga (...) consigue enlazar dos elementos que se repelen: por un lado, la descripción de alguien mezquino, depravado e inhumano, y por otro, que el espectador sea en cierto modo su cómplice" (E. Rodríguez Marchante: Diario ABC)

+ "Balagueró cuenta esta inquietante historia con poderío visual, sin golpes de efecto, con un tono y una atmósfera que me remiten al mejor Polanski. (...) Tosar está perfecto, sutil, provoca terror" (Carlos Boyero: Diario El País)

+ "Profundamente atractiva y aterradora, pero, más que terror, lo que la película genera es inquietud, una inquietud constante, cortante, que pone de los nervios (...) Puntuación: ★★★★ (sobre 4)" (Jordi Batlle Caminal: Diario La Vanguardia)

+ "La cinta crece y se transforma, apoyada en un siempre magnífico Tosar, en un elogio de la crueldad como una de las bellas artes" (Sergi Sánchez: Diario La Razón)

+ "El actor y el director han compuesto un personaje perfecto para expresar un sentido de lo perverso. Balagueró mantiene un terror frío y atonal (...) Puntuación: ★★★★ (sobre 5)" (Quim Casas: Diario El Periódico)

+ "A Balagueró le ha dado por el suspense puro y el tempo reposado y le ha quedado un thriller grande en su sencillez" (Andrea G. Bermejo: Cinemanía)


PUNTUACIONES

- Descubrepelis: 6
- Filmaffinity: 7
- IMDB: 7,1
* Media: 6,7

TRAILER


VER TAMBIÉN

2 comentarios:

  1. ¿"Para entrar a vivir" tiene lugar en el Eixample? La verdad que la vi hace ya su buen tiempo y no recuerdo demasiado de los detalles del barrio, pero si no lo mencionabas jamás hubiera establecido la comparación. Curioso.
    Tuve interés en ver esta película cuando se estrenó, porque aunque algo cliché la trama pintaba bastante interesante, sobre todo protagonizada por Tosar. Pero por comentarios similares a los tuyos, de que se queda bastante en la superficie y es más comercial que efectiva, la dejé pasar y a día de hoy no la tengo demasiado presente. A mí Balagueró igual hay veces en que me atrapa por completo y otras en que no me convence mucho.
    ¡Ya estoy de vueltaaa! Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quizás te gustará, entretenida al menos es.

      Eliminar