domingo, 15 de septiembre de 2013

EL HOMBRE DE MIMBRE



Existen pocas películas inclasificables fuera del campo del cine experimental, raras avis que con frecuencia se convierten en grandes obras de culto al ser incomprendidas en su nacimiento pero que con el paso del tiempo van ganando fieles seguidores que saben encontrar las maravillas que esconden, para al final lograr el reconocimiento negado de entrada. El hombre de mimbre, The Wicker Man en la original, es una obra única en todos sentidos, una extraña película que necesita más de un visionado para comprenderla por completo y darse cuenta de como ha servido de inspiración para otras obras, e incluso un comercial remake con Nicolase Cage como principal reclamo.

Una pequeña isla inglesa recibe la visita del sargento Howie de Scotland Yard, el cual es llamado a investigar la desaparición de una niña alertado por una carta anónima. Una vez allí descubrirá que las costumbres de los aldeanos son totalmente contrarias a su modo de pensar. Poco a poco se acercará a la peligrosa verdad de la desaparición de la joven chiquilla.

A partir de un arranque sencillo, la investigación del sargento sobre la desaparición de la chiquilla, la película se convierte con rapidez en una historia intrigante y oscura que va mucho más allá de cualquier filme detectivesco. Extraña e insólita como ninguna, El hombre de mimbre nos relata la confrontación entre el convencimiento religioso tradicional de Howie y las costumbres paganas de los habitantes de la isla, un choque cultural fuerte y tenso dónde el modelo imperante intenta como siempre colonizar los rincones salvaguardados de su conquista. De este modo, su director Robin Hardy, a partir de la adaptación que hace Anthony Shaffer de la novela El ritual de David Pinner, construye una película que pone a debate el fanatismo religioso en general, ofreciendo una reflexión dónde ni los buenos son tan buenos, ni los malos tan malos, todo ello desde una perspectiva oscura y siniestra.

Aunque no podría clasificarla como una cinta aterradora, la inquietante atmósfera del filme es realmente única y los momentos musicales de una genialidad insuperable. Así, la danza contra las paredes de una desnuda Britt Ekland, los saltos de las muchachas en el fuego o las vueltas de los niños alrededor de un fálico árbol mientras canturrean aquello de:

"En el árbol había una rama, y en la rama había un nido, y en el nido había un huevo, y en el huevo había un pájaro, y en el pájaro había una pluma, y en la pluma había una cama, y en la cama había una mujer, y en la mujer había un muchacho, y en el muchacho había una semilla y en la semilla había un hombre, y en el hombre había una tumba, y en la tumba había un árbol, y en el árbol había una rama...".

nos sorprenden como al protagonista del filme, aunque la fascinación hacía ellos no sea similar a la suya.

La película, de un estilo Lovecraftiano, no ha envejecido especialmente bien, lo que no quita que el filme siga conservando toda la esencia chocante de cuándo fue creada y siga sorprendiendo en su inesperado giro final. Así que a parte de por ser una obra de culto de visionado obligado, recomiendo adentrarse en las entrañas de mimbre de esta inclasificable cinta, omitiendo a poder ser el remake de 2006.

===========================================================

TÍTULO ORIGINAL The Wicker Man
AÑO 1973
DURACIÓN 85 min.
PAÍS Reino Unido
IDIOMA Inglés
DIRECTOR Robin Hardy
GUIÓN Anthony Shaffer (Novela: David Pinner)
MÚSICA Paul Giovanni
FOTOGRAFÍA Harry Waxman
REPARTO Edward Woodward, Christopher Lee, Britt Ekland, Diane Cilento, Ingrid Pitt, Lesley Mackie, Walter Carr, Lindsay Kemp, Aubrey Morris
PRODUCTORA British Lion Film Corporation
GÉNERO Intriga. Terror. Musical
TEMÁTICA Religión. Vida rural. Sátira. Sectas. Película de culto


SINOPSIS
Una carta que hace sospechar que una joven desaparecida ha sido asesinada lleva al sargento Howie de Scotland Yard hasta Summerisle, una isla en la costa de Inglaterra. Allí el inspector se entera de que hay una especie de culto pagano, y conoce a Lord Summerisle, el líder religioso de la isla... 

PUNTUACIONES
- Descubrepelis: 6,5
- Filmaffinity: 7,1
- IMDB: 7,6
* Media: 7,1

TRAILER


VER TAMBIÉN

6 comentarios:

  1. No la he visto ni tampoco el remake (Nicolas Cage es uno de mis más detestados actores) y no se si hacerlo, el cine experimental no me suele dar buenas digestiones...

    Saludos.

    ResponderEliminar
  2. Yo no la conocia. pero gracias por el aporte. no creo que la vea pero bueno que se le va a hacer.

    ResponderEliminar
  3. yo vi la de Nicolas Cage, y no se, no me quedan muchas ganas de buscar esta otra
    =P

    ResponderEliminar
  4. Pues vi en su día y por accidente el patético remake y sin embargo, pese a que hace tiempo que la tengo en mi lista de próximos visionados, jamás he visto esta obra de culto que parece tan apetecible. Esa atmósfera que citas y esa profundidad que gana con los visionados aún despierta más mi curiosidad.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  5. magnifica, una buena pelicula, una buena fotografia, lindos paisajes, buena actuación, mejor que muchas de las peliculas actuales .

    ResponderEliminar
  6. La había visto. BUena peli. La recomiendo para aquellos que no sepan nada de paganismo.

    ResponderEliminar